Buscar  

Virgen de Lujan - Lujan

Destino:   LUJAN (pcia. de BUENOS AIRES)
Click en la imagen para ampliar

 

VIRGEN DE LUJAN

 

Hacia el año 1630, un cierto portugués, de nombre Antonio Faría de Sá, pidió a un amigo suyo que le trajese del Brasil una imagen de la Concepción de María Santísima con el propósito de venerarla en la Capilla que estaba fabricando en su estancia. Su amigo cumplió el encargo y le trajo dos imágenes de Nuestra Señora, que llegaron al puerto de Buenos Aires. Una, según el pedido, era de la Purísima Concepción; la otra, del título de la Madre de Dios con el niño Jesús dormido entre los brazos.

                  

Ambas imágenes fueron colocadas en dos cajoncillos y subidas a una carreta. Al llegar a las orillas del Río Luján, los troperos se detuvieron allí para pasar la noche. Después de una noche sin incidentes, en mayo de 1630, partieron a la mañana temprano para cruzar el río Luján, pero la carreta que llevaba las imágenes no pudo ser movida del lugar, a pesar de haberle puesto otras fuertes yuntas de bueyes. Pensando que el exceso de peso era la causa del contratiempo, descargaron la carreta pero ni aun así la misma se movía. Preguntaron entonces al carretero sobre el contenido del cargamento. "Al fondo hay dos pequeñas imágenes de la Virgen", respondió.

 

Una intuición sobrenatural llevó entonces a los viajantes a descargar uno de los cajoncitos, pero la carreta quedó en su lugar. Subieron ese cajoncito y bajaron el otro, y los bueyes arrastraron sin dificultad la carreta. Cargaron nuevamente el segundo y nuevamente no había quien la moviera.

 

Abrieron entonces el cajón y encontraron la imagen de la Virgen Inmaculada que hoy se venera en Luján, dando por entendido que la Virgen quería quedarse allí y que se había producido un milagro.

 

De común acuerdo, se decidió llevar el pequeño cajón a la vivienda más cercana, la de la familia de Don Rosendo de Oramas, donde la imagen fue colocada en lugar de honra y, años mas tarde tras aumentar los visitantes que la veneraban, se decidió construir una ermita.

 

Con el paso de los años las autoridades de Lujan y el Gobernador del Río de la Plata organizaron el traslado en forma oficial y con todos los honores que merecía. Luján, el pueblo de la Virgen, fue creciendo en importancia y se le otorgó el título de Villa. Alrededor de la capilla surgía una población para atender a los peregrinos que acudían de lejos. En vista de ello, el Cabildo Eclesiástico de Buenos Aires constituyó la Parroquia de Nuestra Señora del Rio Lujan el 23 de octubre de 1730. El templo subsistió hasta 1900, cuando se demolió para dar lugar a la actual Basílica.


Está construida por un alfarero con arcilla brasileña cocida. Tiene 38 centímetros de alto. Su manto azul está caído, salpicado de estrellas blancas y es la túnica encarnada.
Para resguardar la estatuilla original, el padre Jorge Salvaire le hizo colocar una campana de plata que le dió la forma característica que hoy se conoce mundialmente.

 

 

 

Excursiones:  
Lujan
Ciudades  -  Provincias  -  Regiones  -  Servicios
Grande Argentina - Copyright 2010 - Todos los derechos reservados